sábado, 31 de diciembre de 2011

Autobiografía (XVI)

Desde el primer instante

en que la vi

me tatué

a fuego

en las púpilas

su sonrisa,

el olor

de su piel


en el corazón.

lunes, 26 de diciembre de 2011

El mantel

Adela entró como un huracán en la casa. Había estado jugando con la pelota en el jardín y llevaba el rostro y el pelo empapados de sudor. Se acercó, corriendo, hasta la mesa y con su brazo derecho golpeó, sin darse cuenta, la antología de poemas de Juan Ramón que su papá había dejado allí tan solo unos minutos antes. El libro cayó sobre el mantel blanco, moteado, aquí y allá, de diminutas flores rojas, azules, violetas, verdes. Epítetos, metáforas, anáforas, metonimias y versos octosílabos, endecasílabos y alejandrinos se desparramaron por toda la superficie del mantel, manchándolo por completo. A simple vista, no hacía falta ser un lince para darse cuenta de que para volver a dejar aquel mantel blanco como la cal, se necesitaría un detergente fuera de lo normal.

viernes, 23 de diciembre de 2011

Presentación de "El placer de ver morir a un ángel" en Aguilar de la Frontera


El próximo jueves, 29 de diciembre, estaré presentando mi último poemario, El placer de ver morir a un ángel (Huerga y Fierro, 2011) en mi pueblo, Aguilar de la Frontera (Córdoba). Será a las ocho de la tarde, en el Centro de Exposiciones Molino del Duque (C/ María Coronel, 9), un sitio chulísimo que lleva muy poco tiempo funcionando como sala de exposiciones y otros actos culturales. Leeré algunos poemas del libro acompañado por los violines de dos chicas maravillosas, Angela y Eva Calero. Además, todas aquellas personas que asistan al acto tendrán la oportunidad de adquirir un ejemplar del libro a mitad de precio, es decir, a cinco euritos, por cortesía de la Biblioteca Pública Municpal y de su director, Francisco Toscano. Así que si el día 29 te pilla por Aguilar o cerca de allí, no lo dudes ni un instante en acompañarnos en lo que promete ser una magnífica tarde de poesía, música y cultura.

martes, 20 de diciembre de 2011

Autobiografía (XV)

A veces

el miedo

me paraliza

de manos

y piernas.

Como lo haría

la picadura

de una tarántula

triste.

domingo, 18 de diciembre de 2011

Joe Strummer y Granada

La relación entre el que fuera cantante del mítico grupo de punk rock The Clash con la ciudad de Granada ha cobrado esta semana una nueva dimensión gracias a la iniciativa de un grupo de personas en Facebook solicitando, desde hace unas semanas, una calle que homenajee el nombre del que fuera uno de los líderes del movimiento juvenil que sacudió la moral bienpensante a finales de la década de los setenta.
Cualquiera que conozca un poco la biografía del cantante inglés sabrá que a Strummer le apasionaba la ciudad andaluza, así como la figura de su poeta más insigne, Federico García Lorca. La relación de Joe Strummer con Granada va más allá de la famosa letra de la canción "Spanish Bombs", incluida en la biblia del punk, el disco London Calling, que el grupo londinense publicó en el ya lejanísimo 1979. Además de coescribir esa letra con su colega de grupo, el guitarrista Mick Jones, el bueno de Joe vivió intermitentemente en la ciudad de la Alhambra, y no era nada raro encontrarlo bebiendo por sus bares, jugando al billar o paseando por el Paseo de los Tristes en aquellos primeros años ochenta. De aquellas estancias en Granada, Strummer sacó muy buenos amigos, como la periodista Sagrario Luna, quien escribió un libro sobre la que fuera la banda de rock más importante del planeta, (estoy hablando de The Clash, of course), o los componentes del grupo granadino 091. Fruto de esta amistad, Joe Strummer produjo el segundo disco de los granadinos, el fabuloso Más de cien lobos, un disco con sabor a Clash por los cuatro costados. Se cuenta que, por aquel entonces, había muchos grupos aspirantes a que Strummer les produjera un disco, pero sólo los Cero fueron los elegidos.
Como decíamos al comienzo de este escrito, hace unos días, el concejal de Cultura del Ayuntamiento de Granada, Juan García Montero ha anunciado que Strummer tendrá una calle en la ciudad que tanto amó , esto es, Granada, con su nombre. Y yo me alegro un montón.

jueves, 15 de diciembre de 2011

Neoliberalismo

Doctrina económica y política

más vieja que el cagar,


(a pesar de contener el prefijo neo)


que se caracteriza, básicamente,


porque un reducido número de personas


acapara toda la pasta


y no están dispuestos a compartirla


ni con la puta madre que los parió


aunque les implorara de rodillas


y con lágrimas en los ojos.


En lo político, el neoliberalismo


se suele disfrazar de democracia


pero es una mentira cochina


para que no se le acabe el chollo,


porque en realidad lo que le pone


mogollón es el fascismo.


Como hemos tenido ocasión de ver


recientemente,


el neoliberalismo se basa


en tres premisas fundamentales:


a) el principio no escrito


de socializar las pérdidas


pero quedarse las ganancias


(listos que son los cabrones);


b) privatizar todo lo que sea


susceptible de ser privatizado,


ya sea la educación, la sanidad,


las pensiones, el seguro de desempleo,


las empresas públicas rentables,


(las que tienen pérdidas


se las dejan al Estado)


o la mismísima luz del sol;


c) contratar mano de obra


buena, bonita y barata


(y si puede ser gratis, mucho mejor).


Los practicantes del neoliberalismo


sólo creen en San Mercado,


su único dios verdadero,


y en su profeta en la Tierra,


Margaret Thacher, en cuyo honor


realizan sus ofrendas


y queman en los altares,


una vez al año, incienso


y ejemplares de El Manifiesto Comunista.


Según el libro de estilo de El País


esta temporada se va a llevar mucho


la moda del neoliberalismo en España


y en otros países del entorno.



(De la serie Diccionario básico de la lengua castellana. 2. 0)

domingo, 11 de diciembre de 2011

Ciencia ficción

El día

que ella

me dijo

que ya no

me quería

se me rompió

el corazón

en un millón

de trocitos.

Fui al hospital

y el doctor

me lo cambió

por otro nuevo,

con más prestaciones

y menos consumo.

jueves, 8 de diciembre de 2011

Fecha de caducidad

Al comprobar

la fecha

de caducidad

de aquella

caja de amor

que guardaba

en la nevera

desde hacía meses

se dio cuenta

de que llevaba

caducada

más de un año.

De ahí, dedujo,

su mal aspecto,

su insoportable olor

a cosa podrida

y su sabor asqueroso

a comida rancia.

martes, 6 de diciembre de 2011

Asalto al poder

El presidente del Partido Popular de Andalucía, Javier Arenas, anda ultimando estos días el asalto al poder. Tras los comicios autonómicos del mes del mayo en los que el PP conquistó todas las comunidades autónomas en las que se celebraron elecciones y después de las legislativas del pasado 20N en las que Mariano Rajoy obtuvo una holgadísima mayoría absoluta, los populares ostentan ahora prácticamente todo el poder de este país. A esto hay que añadir la mayoría de ayuntamientos (al menos los más importantes desde el punto de vista cuantitativo) y, por extensión, las diputaciones provinciales y las mancomunidades de municipios, allá donde existan.
De esto se saca una conclusión más que evidente: ningún partido político ha tenido jamás en este país tanto y tan variado poder. En la práctica, esto quiere decir que hay ciudadanos que, en todos los niveles de gobierno (municipal, comarcal, provincial, autonómico y nacional), son gobernados por el Partido Popular.
Tras el 20N, las únicas comunidades autónomas que han quedado fuera de las garras del PP son Cataluña, el País Vasco y Andalucía. En las dos primeras, y a tenor de los resultados de noviembre, no parece que a corto plazo el PP esté en disposición de conseguirlo. Además existe un férreo componente ideológico que hunde sus raíces en el nacionalismo que no parece fácil de superar. Sin embargo, en Andalucía, todo apunta a que, tras las elecciones autonómicas que se celebrarán en la próxima primavera, Javier Arenas presidirá el gobierno de la Junta de Andalucía.
No hay ninguna duda de que el PP de Arenas y Rajoy va a poner toda la carne en el asador (de hecho ya lo están haciendo) para tratar de ganar en una comunidad que se les viene resistiendo desde tiempos inmemoriales. Después de varios intentos por parte del propio Arenas y algunos más con otros candidatos, ahora presienten que la victoria electoral está al alcance de la mano. Lo más gracioso del caso es que Javier Arenas va a ser presidente al cuarto intento y lo va a conseguir más por deméritos del adversario que por méritos propios. Exactamente como ha ocurrido con Mariano Rajoy. Algo de lo que los populares no deberían sentirse demasiado orgullosos. Mientras tanto, en Andalucía, mucha gente pensaba que el cortijo se derrumbaba y ahora se están dando cuenta de que no, de que lo único que pasa es que cambia de señorito.

domingo, 4 de diciembre de 2011

Seres racionales

En otras palabras: los hombres sólo son seres racionales en rarísimas ocasiones.

W. R. Burnett

viernes, 2 de diciembre de 2011

Autobiografía (XIV)

Yo

no

tengo

coartada.

miércoles, 30 de noviembre de 2011

domingo, 27 de noviembre de 2011

Hoy

He sentido, amenazante,

la posibilidad del dolor.

He almorzado paella y una naranja.

Mi hermano me ha llamado

por teléfono y hemos hablado

durante más de una hora.

Le he regalado a Adela un muñeco

que canta La Internacional.

Y ahora, a las tantas de la noche,

estoy tratando de escribir

algo parecido a un poema.

viernes, 25 de noviembre de 2011

El día que Paco Ibáñez conquistó París

En 1969, Paco Ibáñez ya era un cantante con una carrera discográfica significativa, no por numerosa (había grabado sólo tres discos) sino por la trascendencia e importancia de dichos discos. Pero volvamos un poco la vista atrás. Paco Ibáñez había nacido un 20 de noviembre de 1934 en la ciudad de Valencia. Hijo de valenciano y vasca, se crió en un ambiente libertario, donde la cultura, la música, la poesía eran tan necesarios como el pan que se ponía encima de la mesa. Después de la derrota del ejército republicano en la contienda civil, su padre es internado en un campo de refugiados en Francia. El resto de la familia se traslada a un caserío cerca de Donosti. Allí residen hasta 1948, cuando, al cumplir Paco los catorce años, él y sus hermanos se van a vivir a Francia, donde ya estaban su padre y su madre.
En París, muy pronto descubre todo un mundo impensable en España. Un mundo de cabarets, pintores bohemios, escritores, y sobre todo músicos. Muy pronto Paco decide que quiere aprender a tocar la guitarra y pone en ello todo su empeño. Son años de aprendizaje, no sólo musical, sino, ante todo, aprendizaje vital. En estos años va desarrollando una personalidad rebelde, combativa, solidaria, y un odio visceral hacia el régimen franquista y todo lo que éste representa: opresión, falta de libertad, miedo, y para él y su familia, como para otros muchos compatriotas, exilio y dolor.
En estos años, acompaña a diferentes cantantes con su guitarra, casi siempre tocando canciones del cancionero sudamericano, boleros, rancheras, tangos, etc. A mediados de la década de los cincuenta, conoce a George Brassens, lo cual supone en su vida un punto de inflexión. A partir de ese momento empieza a componer sus propias melodías, y poco después de conocer al genial cantante francés, le pone música al poema “La más bella mujer”, de Luis de Góngora. A este primer poema, le siguen otros del mismo poeta y algunos más de Federico García Lorca. Estas primeras composiciones, seis poemas del poeta granadino y otras seis del cordobés, integrarán su primer disco, grabado en la ciudad de París en 1964 y cuya portada es realizada por Salvador Dalí.
En 1967, Paco, que ha seguido musicando poemas durante todo este tiempo, graba su segundo disco, con poemas de Alberti, Celaya, Hernández, Quevedo, Otero, y de nuevo, Góngora. Un disco repleto de clásicos como la versión de “Andaluces de Jaén”, basada en el poema de Miguel Hernández, que supone una de las más altas cimas de la música en castellano. Un par de años después, aparece la tercera parte de esta trilogía que él llamó “España de hoy y de siempre”. En esta tercera entrega, se mezclan las voces clásicas de Jorge Manrique o el Arcipreste de Hita, con las más contemporáneas de José Agustín Goytisolo, José Ángel Valente o Gloria Fuertes.
El día dos de diciembre de 1969, Paco actúa en un abarrotado Teatro Olympia de París, donde interpreta un repertorio seleccionado de sus tres primeros discos. En el escenario del mítico teatro parisino, un solitario Paco, vestido de negro de pies a cabeza, empuñando su guitarra cargada de honestidad, de sobriedad y de pasión, va desgranando, una tras otra, canciones que ponen la piel de gallina, canciones como “A galopar”, “Balada del que nunca fue a Granada”, “Palabras para Julia”, o “La poesía es un arma cargada de futuro”. El concierto se graba y de allí sale uno de los discos más importantes de la historia de la música española, “Paco Ibáñez en el Olympia” al que el paso del tiempo no ha hecho más que mejorar, elevándolo a los altares de la cultura española. 24 poemas de Gabriel Celaya, León Felipe, Luis Cernuda, Antonio Machado, Rafael Alberti, José Agustín Goytisolo, Gloria Fuertes, Blas de Otero, Nicolás Guillén, y por supuesto, Lorca, Góngora y Quevedo. También hace una versión del tema de George Brassens “La mala reputación”, que encandila a la audiencia cuando “la voz más española de todas las voces”, como la definió Dalí, canta los versos libertarios del maestro francés. 24 canciones que forman parte de la memoria colectiva de este país. 24 canciones que fueron la banda sonora de la lucha antifranquista. 24 canciones que destilan una verdad y una autenticidad que es muy difícil de encontrar en otros artistas y en otros discos. 24 canciones que escuchadas hoy, cuando han pasado cuarenta y dos años, siguen supurando hermosura y honestidad a raudales.

jueves, 24 de noviembre de 2011

Milagrosamente

Adverbio de modo,

(De miraglo)


La manera en la que

tres cuartas partes

de la humanidad

va sobreviviendo

día a día.


(De la serie Diccionario básico de la lengua castellana. 2. 0)

martes, 22 de noviembre de 2011

Otoño

y será, Otoño para siempre
Antonio Orihuela


Ahora,

en este instante,

ya es Otoño para siempre.

domingo, 20 de noviembre de 2011

Autobiografía (XII)

Sigo buscando

errático
solitario

una flor en la desolación.

miércoles, 16 de noviembre de 2011

Diez razones para no votar el domingo

Tengo muy claro que el próximo domingo no me acercaré hasta mi colegio electoral para ejercer mi derecho al voto. Estas son algunas de las razones por las que me abstendré:
1. Porque ya me ha quedado claro que la soberanía popular, muy al contrario de lo que propugna la constitución, no reside en el pueblo sino en los mercados.
2. Porque ahora ya sé, (antes sólo lo intuía) que no gobiernan los gobiernos ni legislan los parlamentos sino que lo hacen las grandes corporaciones económicas mundiales (bancos, multinacionales, compañías de seguros, etc., etc.).
3. Porque no es posible que mi voto sea tan importante para los políticos el próximo domingo y valga tan poco, pongamos por ejemplo, para reformar la sacrosanta constitución española.
4. Porque estoy radicalmente en contra de la casta política y de la red de privilegios que han ido tejiendo durante todos estos años.
5. Porque estoy radicalmente en contra de los profesionales de la política que han hecho de ella una profesión (muy bien remunerada, por cierto).
5. Porque no quiero contribuir con mi voto a legitimar un sistema, en mi opinión, altamente corrupto, mentiroso, deshumanizado, desgastado, nocivo, etc.
6. Porque gracias a la maravillosa ley electoral de este país, no todos los votos tienen el mismo valor.
7. Porque en las últimas ocasiones en que me he molestado en ir a votar, mi voto no ha servido absolutamente para nada.
8. Porque no sólo me siento indignado. También me siento estafado, vilipendiado, insultado, manipulado, por los políticos y su sistema.
9. Porque al final, gane quien gane, la última palabra siempre la tendrán los alemanes. Considero que, en todo caso, tendrían que dejarme votar en Alemania.
10. Porque no quiero que NADIE me represente. Quiero que mi opinión sea tenida en cuenta en todos y cada uno de los asuntos que me atañen: trabajo, salud, educación, cultura, etc.
Por todas esta razones, y alguna más que me callo, el domingo me quedaré en mi casa leyendo, escuchando música, cocinando, o saldré a dar un paseo con mi hija, o veré una buena película. Cualquier cosa antes que perder quince minutos de mi tiempo en participar en la farsa que son las elecciones.

lunes, 14 de noviembre de 2011

Chantaje emocional

Hazlo por mí, me pidió mirándome fijamente a los ojos.
Y yo lo hice por ella.

sábado, 12 de noviembre de 2011

El loco mundo de Miguel Ávila Cabezas


Miguel Ávila Cabezas (Granada, 1953) es uno de los escritores (en su triple faceta de poeta, dramaturgo y crítico) más importantes que ha dado la geografía granadina en los últimos años. Poseedor de un dominio milimétrico del lenguaje y de una capacidad de observación prácticamente ilimitada, la obra de este Doctor en Filología Románica y profesor de Lengua y Literatura castellana en uno de los institutos de enseñanza secundaria de la ciudad de Ceuta, es tan rica y variada que a duras penas admite adscripciones de ningún tipo. Y es que si existe una palabra que nos sirva para describir a Miguel y para clasificar su obra poética, esa palabra tiene que ser, forzosamente, heterodoxia. Porque, ¿qué otra cosa si no un heterodoxo convencido es Miguel Ávila Cabezas? Miguel es un alma libre, que no se deja encorsetar por etiquetas, que no permite que se le adscriba con facilidad a grupos o camarillas poéticas, que no sigue a sumos sacerdotes de la literatura contemporánea. En realidad, Miguel no sigue a ningún líder porque Miguel es, que quede claro, su propio líder.
Miguel Ávila es autor de una extensa obra poética, en la que destacan poemarios como Aguas salobres, Nuevo refranero universal, La casa del aire, Mas no de sotra parte, Loquinarias, Un viento clandestino, Huellas de sombra, Restos de temporada, Analogías, etc. Además ha participado en numerosísimas obras colectivas, ha publicado en revistas, ha dirigido colecciones, ha puesto en pie proyectos quijotescos, como aquellos Versos para un fin de milenio, que publicara a principios del año 2000 el Ayuntamiento de Motril, cuando los ayuntamientos de este país aún se preocupaban por abastecer a sus ciudadanos con jugosos proyectos culturales. Y es que este hombre, aquí donde lo veis, siempre está dispuesto a participar en cualquier actividad que tenga relación con el oficio de escritor y con la tarea de escribir. Ya sea dirigiendo aulas poéticas, editando textos, aconsejando a los escritores noveles, escribiendo reseñas literarias, etc., etc.
Recientemente acaba de ver la luz un nuevo libro de poemas de Miguel Ávila Cabezas, titulado El loco mundo, publicado por la editorial salobreñera Alhulia, que dirigen Pedro Gómez y Antonio Jiménez. Hay que decir que El loco mundo es el tercer volumen de una tetralogía que Miguel ha dedicado a la ciudad de Casablanca y por extensión a Marruecos, donde ha pasado los últimos seis años de su vida. El primer volumen de esta tetralogía fue Mas no desotra parte, publicado por Alhulia en 2006 y Anfa, editado por Isla Varia Ediciones un año más tarde, sería el segundo. Aún está pendiente de publicación el cuarto y último volumen, un libro que se llamará Música para indigentes, precioso título, por cierto, y que ya estamos deseando poder leer.  
El loco mundo es un título hermoso para unos poemas aún más hermosos, con un tremendo poder de evocación. En palabras de Bartolomé Nieto Bunera, autor del Prólogo que antecede a los poemas de Miguel, el libro “está lleno de regresos sinceros e increíbles descubrimientos que, sin embargo, están exentos de toda magia que no sea la propia brevedad ontológica y el certero espasmo del drama, donde ya no es concebible otro significado que el de un escenario enmarcado por las eternas preguntas del hombre.” Y luego añade: “Así veo yo El loco mundo, como una serie de cuadros dramáticos, ventanas abiertas y personajes perfilados en la noble pérdida y la permanente angustia del ser: Teatro al fin, remansado teatro en un diálogo de venas abiertas.”
Los cincuenta poemas que conforman esta obra tratan de los temas eternos de la poesía, por ejemplo, del amor: (“Me puedes”, “La eternidad”), de la vida y de la muerte (“El loco mundo”, “Breve oración al ángel”, “”La última voluntad del último poeta”), del sufrimiento, en este caso, provocado por la pobreza secular que azota a los más débiles (“Tina y Miguel”, “La mujer mendigo”, “La miseria”, “Chocolate de pobres”), de la soledad en la que vive el ser humano moderno (“David Beckham”, para mí, uno de los mejores poemas escritos por Miguel en su ya dilatada carrera), de un mundo que, poco a poco, se desvanece en la bruma de la memoria histórica y del que van desapareciendo, inexorablemente, los amigos muertos: (“Caletón”, “La ciudad soñada”, “Nueva visión del dolor”, “Desde el puerto”, o “Cuatro colores: amarillo, azul, morado, negro”, que es un homenaje a Elena Martín Vivaldi y que contiene versos como estos: “estoy muriendo, amor, estoy muriendo /y en el azul soñado de una tarde lluviosa / las calles y los bares de una ciudad fantasma / me están viendo pasar (…)”.
Creo, honestamente, que Miguel se encuentra en un momento vital y literario intenso, que le está permitiendo escribir los mejores versos que ha escrito hasta ahora. Versos brillantes, versos rebosantes de lirismo, versos que destilan una honestidad  que encuentro en muy pocos poetas contemporáneos. Versos como por ejemplo los que cierran el poema “Nueva canción del condenado”

Cuando llegue al paraíso
me beberé la eternidad de un solo trago
(tal es mi sed)
y vaciaré esta miseria que me pierde
en el sueño fatal de los otros condenados.

Poco más me queda que añadir salvo que, si tienen ocasión, lean estos poemas y juzguen ustedes por sí mismos. Pero  luego no digan que no les advertí: pocos poetas encontrarán a día de hoy en lengua castellana con la calidad de Miguel Ávila Cabezas. Un lujo que no deberíamos desaprovechar.  

jueves, 10 de noviembre de 2011

Autobiografía (XI)


Yo 

soy

mi propio líder.

Me sigo ciegamente.

martes, 8 de noviembre de 2011

Presentación de "El loco Mundo" de Miguel Ávila Cabezas

Si vives en Salobreña o te pilla cerca y te gusta la buena poesía, el próximo viernes 11 de noviembre, a las siete de la tarde, tenemos una cita en la Biblioteca Pública de Salobreña. Estaremos presentando el nuevo poemario de Miguel Ávila Cabezas, uno de los mejores poetas en lengua castellana de la actualidad. Su nuevo libro se llama El loco mundo, y está publicado por la Editorial Alhulia. La presentación corre de mi cuenta y Miguel leerá algunos de sus magníficos versos. Os esperamos, chicas y chicos, por allí. No faltéis.

domingo, 6 de noviembre de 2011

Odio

Hace unos días iba yo caminando por una céntrica calle de Granada y me encontré con un conocido al que llevaba sin ver más de diez años. Era un chico con el que había coincidido en la Facultad de Filosofía y Letras cuando empecé la carrera. Si la memoria no me falla, íbamos juntos a una asignatura de literatura, aunque él estudiaba Historia y yo Filología Inglesa. Después de los saludos de rigor, de decirnos mutuamente lo cambiados que nos veíamos, y de señalarnos las devastaciones que el maldito tiempo había hecho en nuestros respectivos aspectos, le propuse tomar un café en una cafetería cercana. Mi amigo puso alguna excusa peregrina, pero tras mi insistencia, acabó aceptando.
Una vez en la cafetería y ante un café con leche, me interesé por su trabajo, pensando que mi amigo sería profesor de historia en algún instituto de la provincia, ya que lo recordaba como uno de los mejores alumnos de aquella clase. Pues nada chico, me contestó muy compungido, estoy en paro. Llevo más de dos años en paro, y por más que busco, no encuentro absolutamente nada. He perdido el derecho a todo tipo de prestación y estoy viviendo de lo que mis padres me dan. Estoy completamente desesperado. Ya ves, un tío con éxito, sonrió irónicamente.
Durante un rato me puso al día de su situación personal: Había estado casado y era padre de dos hijas de diez y seis años, respectivamente. Me contó que durante un tiempo había sido el hombre más feliz del mundo, tenía trabajo, una vida personal estable y dos hijas maravillosas a las que adoraba. Las cosas parecían ir bien, pero se quedó en paro y todo empezó a torcerse. Al final su mujer se largó, harta de la mala situación económica en la casa y de las broncas que eso conllevaba. Ahora, como él no tiene un euro, no puede pasar manutención a sus hijas. Como no pasa manutención a sus hijas, no puede verlas. En fin, una situación bastante delicada y sin solución a corto plazo.
¿Quieres saber qué es lo peor de todo esto?, me preguntó. A mí todo lo que me acababa de contar ya me parecía bastante chungo, así que si había cosas aún peores, no quería ni imaginármelas. El odio, dijo. Yo no acababa de entenderlo. Sí, hombre, no pongas esa cara. El odio que me corroe por ahí dentro. Eso es lo peor de todo. Me he convertido en una máquina de odiar. Odio a todo el mundo. Yo, que siempre me he tenido por una persona amable, que me he preocupado por los demás, que he procurado poner mi granito de arena para cuidar el medio ambiente, que he ayudado a las ongs con lo que he podido, que he intentado hacer el bien sin mirar a quien, que he votado en todas las elecciones, que no he defraudado a hacienda en mi vida, que he respetado las señales de tráfico, que he cedido el asiento en el autobús a las embarazadas, a los ancianos y a las monjas, yo, que era una buena persona, me he convertido en un cabrón que odia a todo el mundo. Odio a los políticos, a los sindicalistas, a los que trabajan en la oficina de empleo, a cualquiera que tenga un trabajo e incluso a los que no lo tienen pero cobran el paro. Odio a mi ex mujer, a mis vecinos, a mis padres, a muchos de mis antiguos amigos… Hay tanto odio circulando por mis venas que a la persona que más odio es a mí mismo.
Después del café, me despedí de mi amigo deseándole suerte y dándole ánimos, diciéndole que todo tenía solución, que ya vendrían tiempos mejores, que algún día tendría que pasar el chaparrón y todas esas frases hechas que se dicen en estas situaciones, pero pensando que por nada del mundo me gustaría estar en su pellejo.
Ahora te toca a ti, que estás leyendo esto al otro lado del ordenador, sacar conclusiones.

miércoles, 2 de noviembre de 2011

Dos cantautores: Woody Guthrie y Jorge Venegas

En el mes de julio de 2009 escribí un texto titulado "Esta máquna mata fascistas" (lo puedes leer en este mismo blog pinchando en el enlace (http://mimargenizquierda.blogspot.com/2009/07/esta-maquina-mata-fascistas.html) que hablaba sobre el cantautor estadounidense Woody Guthrie, que se caracterizó por su actitud comprometida y antifascista durante toda su vida y con el que tantos y tantos músicos y poetas están en deuda, desde Dylan a Springteen, pasando por Víctor Jara, Joan Manuel Serrat o Quique González, Enrique Urquijo, y un larguísimo etcétera.
Hoy he recibido un correo electrónico desde Valparaiso, en Chile. Lo enviaba el cantautor Jorge Venegas. En él me contaba que hace un tiempo, navegando por la red, había llegado hasta mi blog y que allí tuvo la oportunidad de leer mi texto dedicado a Woody. Ni corto ni perezoso, el amigo Jorge ha musicado aquel texto y ha parido una canción maravillosa, que me llena de orgullo. Desde aquí quiero darle las gracias de todo corazón. Y dejo el vídeo para que le echéis un ojillo. Disfrutadlo porque ambos, canción y vídeo, están de puta madre.

martes, 1 de noviembre de 2011

La televisión

La televisión es para los tontos del culo.

(Willy Vlautin, líder dle grupo Richmond Fontaine, autor de la novela Vida de motel)

jueves, 27 de octubre de 2011

Economía

UNA ECONOMÍA LIBRE ES UNA ECONOMÍA DE CAMBIO
Jorge Riechmann

El Gobierno

ha presentado

en el Congreso

de los Diputados

una proposición

no de ley

para tratar de atajar

–de una vez

por todas–

el exceso de excitación

entre la población

española.


Tantas ganas

de follar

no favorecen

la economía

del país,

ni por supuesto,

la creación

de empleo,


-ha señalado

de manera tajante

un portavoz ministerial.


(De Versos de alambre de espino, Editorial Alhulia, 2009)

martes, 25 de octubre de 2011

Desde mi ventana

Desde mi ventana
puedo ver la playa.

El vaivén de las olas
ha dejado sobre la arena húmeda
tres ángeles muertos.

Llevan las alas empapadas
y manchadas de barro.

De las cuencas de sus ojos salen
unos finos hilos
de líquido azulado.

Todo parece casual.

Seguramente,
ésta será la época del año
en que mueren los ángeles.

(El placer de ver morir a un ángel, Huerga y Fierro Editores, 2011)

domingo, 23 de octubre de 2011

Autobiografía (X)

Yo

los días de lluvia

salgo a la calle

a reinventarme


(para que se moje

mi epidermis

y me crezcan los sueños).

jueves, 20 de octubre de 2011

¿Para qué sirve un poeta español contemporáneo?

ustedes me dirán

qué beneficios


nos ofrecen los poetas


Eladio Orta

Un poeta español contemporáneo puede ir al Informe Semanal o al Telediario para hablar, largo y tendido, sobre la muerte de otro poeta español contemporáneo.


Un poeta español contemporáneo puede apoyar en la campaña electoral al candidato a presidir el gobierno de España. Para ello hará uso de todos los recursos oratorios con los que ha sido bendecido, y aún más, si ello fuese necesario, con tal de que su candidato gane las elecciones.


Un poeta español contemporáneo puede publicar sus versos basura en columnas semanales, en revistas como Interviú o diarios como Público.


Un poeta español contemporáneo puede inyectarse en vena las obras completas de Federico García Lorca, sin exponerse a morir de sobredosis.


Un poeta español contemporáneo puede participar en congresos internacionales tanto con otros poetas españoles contemporáneos como de otra nacionalidades, tales como mexicanos, iraníes, jamaicanos, filipinos, marroquíes, etcétera, etcétera y comerse, allí, mutuamente, las pollas, hasta la extenuación.


Un poeta español contemporáneo puede escribir sesudos artículos en El País defendiendo el derecho inalienable de los obreros españoles contemporáneos a comprar en el Corte Inglés.


Un poeta español contemporáneo puede ser Ministro de Cultura de un gobierno socialdemócrata español contemporáneo y acabar recortando derechos sociales, como el que sale a pasear una mañana de domingo.


Un poeta español contemporáneo puede presentar un programa en la televisión, por ejemplo, en la televisión pública andaluza, porque en Andalucía a los poetas españoles contemporáneos se les trata como merecen.


Un poeta español contemporáneo puede escribir canciones protesta, siempre dentro de un orden, que está bien protestar pero sin pasarse.


Un poeta español contemporáneo puede, ya puestos, participar en la Vuelta Ciclista a España, aunque quede el último.


Un poeta español contemporáneo puede juntarse con otros poetas españoles contemporáneos y formar un jurado y una vez metidos en faena, ese jurado formado por un selecto grupo de poetas españoles contemporáneos puede otorgarle un premio a un amiguete, que para eso están los amiguetes.


Un poeta español contemporáneo puede ganar un premio literario de mucho prestigio convocado por una famosa marca de colonias, de refrescos, de quesos manchegos o de calamares en su tinta.


Un poeta español contemporáneo puede abonarse a las subvenciones de las administraciones culturales públicas y, de hecho, se abona.


Un poeta español contemporáneo puede firmar un manifiesto contra lo que sea, siempre y cuando su nombre figure en letras grandes y claras, y sea visible desde varios kilómetros a la redonda.


Un poeta español contemporáneo puede ser tertuliano de una emisora de radio e ir allí la tarde de los sábados y hablar bla, bla, bla sobre la guerra en Afganistán, la liga de fútbol, o el ku klux klan.


Un poeta español contemporáneo puede escribir sonetos (la modernidad está al alcance de los poetas españoles contemporáneos) sin que se los mande hacer Violante.


Un poeta español contemporáneo puede embolsarse cincuenta mil euros si, por obra y gracia del Ayuntamiento de Granada y de un jurado formado por sus correligionarios, gana el Premio Internacional de Poesía Federico García Lorca. Mientras tanto, ese mismo poeta español contemporáneo no dirá esta boca es mía porque en la ciudad de Granada ese mismo ayuntamiento cierre bibliotecas municipales.


Y es que, al fin y al cabo, un poeta español contemporáneo puede ser de gran utilidad para la sociedad española contemporánea.

martes, 18 de octubre de 2011

Dolor

El dolor es a la vida lo que el chocolate a los postres o Canadá a los Estados Unidos.

domingo, 16 de octubre de 2011

Autopsia

El único medio de saberlo absolutamente todo es practicar una autopsia.

Lorrie Moore

jueves, 13 de octubre de 2011

Los once empleos de M. Adelaida Pedrosa

En estos tiempos en los que tan caro se vende un puesto de trabajo, en los que casi cinco millones de mujeres y hombres de este país se pasan no sólo los lunes, sino el resto de la semana al sol, en estos tiempos de desempleo generalizado, aún hay gente que práctica el pluriempleo. Sí, habéis leído bien. A día de hoy, hay personas en nuestro país que tienen más de un trabajo remunerado. Sé que cuesta trabajo creerlo, pero es completamente cierto.

Como no podía ser de otra manera, un gran número de políticos españoles tienen dos, tres, cuatro y hasta más empleos. ¿Que no se lo creen? Pues sigan leyendo.

M. Adelaida Pedrosa Roldán pertenece al Partido Popular de Alicante desde hace bastante tiempo y siempre ha sido una persona leal a los que han ostentado el poder, dentro de su partido llámense Fraga, Aznar, Zaplana, Camps, Rajoy, Costa, etc. Este matiz de su carácter, o sea ,la lealtad para con los mandamases, le ha permitido ir escalando posiciones en el escalafón de su partido a lo largo de estos últimos años. Es importante señalar que la ínclita Adelaida no tiene estudios universitarios, pero visto lo visto, ni falta que le hacen. ¿Quién decía que para progresar en la vida hay que ir a la universidad?

Durante la IX legislatura, la que está a punto de terminar o ya ha terminado (según se mire), la señora Pedrosa ha sido diputada por Alicante en el Congreso de los Diputados. Según el artículo 157.2 de la Ley Orgánica de Régimen Electoral General, la que está actualmente en vigor, un diputado o senador tiene que tener dedicación exclusiva, algo que parece ser de sentido común, dado el complejo trabajo que desempeñan sus señorías (no os riáis, que lo digo en serio). Dicho de otro modo, ningún diputado o senador puede ejercer otro empleo. El artículo en cuestión señala que "el mandato de diputados y senadores será incompatible con el desempeño, por sí o mediante sustitución, de cualquier otro puesto, profesión o actividad, públicos o privados, por cuenta propia o ajena, retribuidos mediante sueldo, salario, arancel, honorarios o cualquier otra forma".

Pero en este país las leyes parecen estar hechas para todo el mundo salvo para los partidos políticos. Y si no, aquí está la larga lista de trabajos (estoy seguro que todos remunerados, no me la imagino trabajando por la patilla) que ocupa M. Adelaida Pedrosa:

- Diputada en el Congreso por la Provincia de Alicante.

- Vicepresidenta Segunda de la Comisión de Industria, Turismo y Comercio.

- Alcaldesa del Ayuntamiento de Elda.

- Vicepresidenta de la Mancomunidad intermunicipal del Valle del Vinalopó.

- Presidenta de la "Fundación Museo del Calzado".

- Presidenta de la Empresa Pública IDELSA.

- Presidenta de la Empresa Pública EMUDESA.

- Presidenta de la Empresa Pública EMIDESA.

- Diputada Provincial de Alicante.

- Vicepresidenta Primera de la Diputación de Alicante.

- Diputada Responsable del Área de Recursos Humanos de la Diputación de Alicante.

Según el diario El Mundo, esta mujer se levanta todos los meses más de nueve mil euritos, en sus once empleos. Y para colmo, según publicó el diario ABC hace unos meses, es una de las que más práctica el noble arte del "escaqueo laboral", es decir, que por el Congreso de los Diputados se le ve el pelo bien poco. Y como les digo, el de Adelaida Pedrosa, es sólo un ejemplo. Hay muchos más. Yo no sé a vosotros, pero a mí, se me revuelven las tripas de asco. Palabra de honor.

miércoles, 12 de octubre de 2011

María y yo: poesía en movimiento

Anoche, en el programa de la 2, Versión española, pasaron la película María y yo (2010), del director Félix Fernández de Castro, basada en el cómic homónimo de Miguel Gallardo. Para quien no lo sepa aún, Miguel Gallardo es un famoso dibujante de tebeos, creador del mítico Makoki y colaborador de El Jueves, El Víbora, etc., etc.
Miguel tiene una hija, María, que es autista. Desde que la niña era sólo un bebé, Miguel ha ido plasmando su relación con ella a través de sus dibujos. De esta manera, publicó el excelente álbum María y yo (Astiberri, 2007) por el que ha recibido numerosos premios nacionales e internacionales. Casualmente, el álbum cayó en las manos del director Félix Fernández de Castro, quien quedó deslumbrado por su lectura y decidió embarcarse en el proyecto de llevarlo al cine.
El resultado es, simplemente, alucinante. Una película hermosa, carente de la falsa sensiblería que rodea todo lo que tenga que ver con las minusvalías físicas y psíquicas y mucho más relacionadas con la infancia. Durante 80 minutos se nos van mostrando diferentes momentos en la vida de esta niña autista: en el cole, en un viaje en avión, durante el almuerzo y la cena o paseando con su padre por la calle. Para mí, esta película es un gran poema narrativo, con toda probabilidad el cine más poético que he visto en mi vida, con varios momentos fascinantes. Lo mejor de la peli, en mi opinión, es la escena en la que María y Miguel aparecen en una playa desierta (qué hermosas son las playas desiertas y qué horrorosas cuando están llenas de gente). Mientras Miguel lee, María juega con la arena, dejándola que se escurra entre sus dedos y de fondo se oye una canción de Kevin Johansen. Otro de los momentos más líricos de la cinta es cuando el padre y la hija están bañándose en la piscina del hotel, mientras se escucha la música del grupo mallorquín Antonia Font. ¡Poesía en movimiento! Por cierto, que la banda sonora de la película la firma nada más y nada menos que el gran Pascal Comelade, músico de culto donde los haya.
Se me ocurren un montón de adjetivos para calificar esta película y todos ellos positivos: optimista, hermosa, emocionante, luminosa, tierna, bondadosa, cómica (parece mentira que tratándose de un tema tan delicado y cuasi trágico, la película arranque más de una carcajada), etc.
Así que ya sabes, si no has tenido todavía la oportunidad de ver esta obra maestra del cine contemporáneo, búscala y ponte manos a la obra. Es obligatorio.

domingo, 9 de octubre de 2011

Hoy no quiero hablar más de la muerte

Hoy no quiero hablar más de la muerte.

Hoy quiero hablar de las flores


que adornan los parques,


del mar profundo que, a lo lejos, brama,


del cielo inmenso donde vuelan los pájaros


y se alzan, altivas, las cometas.


Quiero hablar de la música clásica,


de Schubert, de Mozart, de Mahler,


de violines ardientes, de pianos sonámbulos,


de sinfonías que arañan el alma.



Hoy quiero hablar de los besos


que saben a yerbabuena, a vainilla y a canela.


De ti. De mí. De nosotros.



De un verso de Alberti.


De un cuadro de El Greco.


De un cuento de Carver.



Hoy quiero hablar de la brisa


que arrastra un olor a hierba mojada,


de los amigos que tienden la mano


sin esperar nada a cambio,


del brillo de tus ojos azules,


de esta noche de amor desesperado.



Hoy quiero hablar de frutos exóticos,


de vinos sagrados, de manjares extraños,


de sensuales danzas tribales,


de ciudades lejanas, de patios de la infancia.



Hoy quiero hablar de deseos, de sueños,


de caricias, de su cuerpo junto al mío,


de su pelo enredado en mis dedos,


de su boca mordiendo mi boca.



Hoy quiero hablar de un árbol milenario,


de un arroyo que baja tranquilo


apenas un hilo de agua entre las rocas,


de la nieve, del rayo,


de sapos que sólo quieren ser sapos.



Hoy quiero hablar de los beatles,


de los rolling, de la velvet.



Hoy quiero hablar de las hormigas,


de los delfines, de las lagartijas,


de las luciérnagas, de las abejas.


Del desierto y las selvas,


del agua que sacia la sed,


de la lluvia que riega los trigos,


de la luz que empapa la mañana,


de veranos antiguos, eternos,


como bálsamos milagrosos.



Hoy no quiero hablar más de la muerte.


Hoy sólo quiero hablar de la vida.

jueves, 6 de octubre de 2011

Un buen día

Hoy
hemos ido en bicicleta hasta la biblioteca.

Allí
Adela ha estado hojeando un ejemplar
medio roto
de Peter Pan
mientras yo buscaba un libro
de José Hierro.

Después
con su sonrisa amplia de gata feliz
le ha dado un beso de despedida a Teresa.

Cuando volvíamos a casa
me ha pedido
porfa, papi,
que le comprara un helado de fresa
y le escribiera
este poema.

(Para mi pequeña Adela, que hoy cumple ocho años.)